A veces, como en estos días de Semana Santa, tenemos que pasar largo tiempo de pie. Lo normal es que la espalda se resienta o incluso llegue a lesionarse si no tenemos una postura adecuada. Desde Osium Trauma os lanzamos un par de sencillas ideas que, si bien no son la pócima mágica, si ayudarán a aliviar y mejorar esos dolores o molestias.

Si debemos pasar muchas horas de pie, debemos poner un pie más adelantado que el otro y tratar de evitar estar quietos todo el rato, si es posible.
Es importante caminar erguidos y, si tenemos que agacharnos a recoger algo, hacerlo flexionado las rodillas para no forzar la espalda.
Un consejo para mantener una postura ideal es sacar el pecho, llevar los hombros hacia atrás y mantener la cabeza levantada con el cuello recto.
Ve alternando el peso de una pierna a otra, dobla un poco las rodillas.
De vez en cuando intenta pararte con un pie enfrente de otro. Luego levanta un poco el pie y, si puedes, apóyalo sobre una plataforma o un escabel. Ve alternando los pies.
Las medias de compresión activan la circulación de las piernas, notarás sus efectos. También existen calcetines de compresión que activan los vasos sanguíneos de la parte inferior de las piernas. Consulta a un especialista por si unas plantillas pueden aliviar el dolor de pies. Hay muchas personas que sufren de fascitis plantar y no lo saben.
Cuando llegues a casa intenta elevar los pies por encima de la cabeza: lo ideal es que te tumbes en el suelo y subas las piernas apoyándolas en la pared. Así activarás el flujo sanguíneo de abajo a arriba. También notarás un gran alivio si metes los pies en agua con sal.

Los estiramientos de espalda nos ayudan a prevenir lesiones, pero, también, a corregir la postura corporal cuando pasamos mucho tiempo en una misma posición. Hacer estiramientos para el dolor de espalda nos permite desentumecer los músculos y aliviar la tensión acumulada. Solemos pensar que únicamente el cuello se resiente cuando tenemos estrés o nerviosismo, pero la espalda también se contrae y provoca dolor. Si sufres dolores de espalda frecuentes, debes plantearte un cambio de hábitos y rutinas. Quizá haya cosas que puedas mejorar y notes alivio.

Sigue estas sencillas prácticas y seguro aliviarás las molestias en la espalda y piernas originadas por tantas horas de pie. Además puedes contar siempre con nuestro fisioterapeuta Iñaki Bravo para cualquier consulta o examen médico.

 

Leave a Reply

Esta web utiliza cookies, puede ver aquí la Política de Cookies. Si continúa navegando, está aceptándola.    Ver
Privacidad
× Envíanos un Whatsapp